Propuestas sobre Atención Sociosanitaria y discapacidad

Vie 25 Febrero 2022

Foto del visual de la portada de la Revista Actas de Coordinación sociosanitaria

El CERMI ha presentado un documento de propuestas al anteproyecto de Ley por el que se modifican diversas normas para consolidar la equidad, universalidad y cohesión del Sistema Nacional de Salud (SNS). Una de las principales propuestas tiene que ver con el refuerzo de la prestación sociosanitaria a las personas con discapacidad en el marco del SNS, con el fin de facilitar su acceso y, de esta manera, mejorar su autonomía.

CERMI impulsa la agenda política de la discapacidad en términos de derechos, bienestar e inclusión. Por tanto, sus propuestas de mejora al anteproyecto de Ley se centran en las cuestiones que más directamente conciernen a las personas con discapacidad y a sus familias como un grupo singular de destinatarios de los servicios del SNS. Según Luis Cayo Pérez, presidente de CERI, “Nuestro sistema no gestiona bien la diversidad, tiende a dar respuestas unívocas y peca de cierta inflexibilidad. En ese sentido, hay mucho en lo que avanzar y lo hemos trasladado en forma de enmiendas, de cambios concretos del texto propuesto por el Ministerio de Sanidad. Queremos ser cooperadores críticos de la iniciativa”. 

Por un lado, CERMI reclama una mejor accesibilidad de los entornos sanitarios, “que no se castigue la diversidad humana por ausencia de accesibilidad en los centros, canales, procesos y procedimientos sanitarios. La realidad es todavía muy lacerante en esta esfera”. Y, por otro lado, reivindica que se asuma la singularidad de ciertos grupos, no como especificidad que se cubre solo marginalmente, sino como abordaje que forma parte del acervo, de la planificación y del funcionamiento.   

Para lograr el máximo nivel de autonomía personal de los pacientes con discapacidad, Cayo defiende la necesidad de contar con más apoyos, “así como con diseños, sistemas y procesos que sean inclusivos y accesibles. Esas son las estrategias para que las personas con discapacidad alcancen la autonomía real en el ámbito de la salud”. Además, en su opinión, la discapacidad va más allá de la salud, “pero no hay conexión entre las condiciones de salud de las personas con discapacidad y la atención o trato que reciben. Somos consumidores con mayor dosis de demanda de cuidados de salud y eso ha de tenerse siempre en cuenta”. 

El movimiento social de la discapacidad defiende que hay que reforzar la prestación sociosanitaria en el Sistema Nacional de Salud: “La situación es de carencia casi total. Llevamos hablando dos décadas de crear y que funcione un espacio sociosanitario, que restaure la brecha histórica que existe entre los sistemas de salud y de servicios sociales. Pero solo ha sido una actividad verbal, sin traducción práctica”.  

Actualmente, el Ministerio de Sanidad está examinando las aportaciones recibidas. CERMI espera que las mejoras propuestas sean recogidas por el órgano promotor de la norma y continuará participando en el trámite de audiencia para que queden recogidos los derechos de las personas con discapacidad y sus familias. “Insistiremos y presionaremos para que la perspectiva de la discapacidad sea asumida”, concluye el presidente de la plataforma de discapacidad.

Esta entrada es un extracto del documento de propuestas de CERMI: "Propuestas para reforzar la Prestación Sociosanitaria a las Personas con Discapacidad".