Los centros de día de La Rioja mejoran sus servicios y prestaciones

Mar 06 Febrero 2018 Actualidad

Foto de un grupo de personas mayores en un centro

El consejero de Políticas Sociales, Familia, Igualdad y Justicia de La Rioja, Conrado Escobar, ha explicado que el borrador de Anteproyecto de Decreto por el que se regulan los requisitos mínimos de los centros de día para personas mayores se enmarca en el proceso de mejora continua de los Servicios Sociales, que impulsa el Gobierno de La Rioja para dar una mejor respuesta a las necesidades de los usuarios y sus familias en cada momento y contribuir a una mejora de su calidad de vida.

Según ha destacado, el Anteproyecto de Decreto introducirá novedades como un detalle de los profesionales que deberán integrar la plantilla de los centros de día, en la que se incorporará, por primera vez, la figura del psicólogo. Además, se introducirá un plan individual de cada usuario que garantice su atención integral y que, elaborado por el equipo multidisciplinar del centro, revisado y evaluado periódicamente, contemple la puesta en marcha de actuaciones concretas de apoyo a las familias.

Asimismo, y de manera excepcional, la nueva normativa abrirá la posibilidad de prestar servicio de centro de noche si las familias lo requieren. "El objetivo principal es mantener la autonomía y calidad de vida de las personas mayores que utilizan este servicio", ha resaltado Escobar.

El nuevo decreto estipulará también las condiciones materiales mínimas de los centros de día, que se refieren tanto a las condiciones generales de las instalaciones (eliminación de barreras arquitectónicas, protección contra incendios, etc.) como a las distintas dotaciones o espacios que se consideran necesarios para una adecuada prestación del servicio y que incluyen desde los despachos profesionales para atención individualizada hasta las zonas comunes (sala de fisioterapia, terapia ocupacional, baños geriátricos, aseos adaptados, etc.).

Por último, recogerá las condiciones funcionales mínimas de los centros de día, prevé la existencia de un reglamento de régimen interior en los centros que deberá ser entregado a los usuarios en el momento de su ingreso, los protocolos de intervención con los usuarios y aseos adaptados, entre otras cuestiones.